Formulario de acceso

OFERTA.png

Alojamientos

Parador Nacional de Turismo Antonio Machado

Categoría: ****

Enclavado en lo alto de un bosque, el Parador de Soria es un lugar privilegiado desde el que contemplar una extraordinaria panorámica de la ciudad monumental y el caudaloso Duero. Sus espléndidos ventanales ofrecen un paisaje único. Y pronto te darás cuenta de que la sombra de Antonio Machado, presente en toda la ciudad, también se aprecia en el Parador. El restaurante, de aspecto moderno, ofrece comida tradicional soriana, como las exquisitas alubias, las migas, el asado de cordero o las sopas de ajo; aunque también podrás disfrutar de preparaciones más vanguardista, como el cochinillo deshuesado y prensado o recetas innovadoras como nuestro costillar de cordero lechal.

Enlace Parador de Soria

Hostal Cebollera

El Hotel Cebollera está situado en Valdeavellano de Tera, (Soria), en la zona conocida como "EL Valle", también conocida como "la Suiza soriana", en alusión a sus paisajes y la gran cantidad de rebaños de vacuno que antaño pastaban en sus prados y dehesas. También se conoce esta zona por ser la cuna de la famosa mantequilla de Soria producida gracias a la leche de sus vacas. Precisamente el Hotel fue construido en uno de esos prados donde pacía el ganado. Es un edificio de nueva construcción que guarda la tradición arquitectónica de la zona con la piedra a cara vista, fachadas encaladas y la teja árabe.

Tiene 22 habitaciones, las hay individuales, dobles y triples, todas ellas muy amplias, con TV, baño completo y calefacción individual. También contamos con una sala de estar con TV y juegos de mesa. En la cafetería se pueden degustar ricos desayunos y almuerzos, a la hora del aperitivo, nuestras ricas tapas y pinchos de bonito. En el restaurante se puede probar la cocina casera tradicional mientras disfruta del paisaje.

Enlace Hostal Cebollera

Hotel Valonsadero

Categoría: ***

Quieto y sereno, en medio de la plácida naturaleza que desde allí se abre a la búsqueda del infinito, emerge sobre una eterna roca el Hotel Valonsadero, vigilante sempiterno del jardín de los sorianos. Un acogedor hotel rural diseñado para una decoración basada en la delicadeza de la soledad del monte y la exquisitez de un lujo universal, la luz. Es la luz del sol que se cuela tímida desde los amplios ventanales cuando despierta el día, la luz que domina cada una de las estancias según pasan las horas, la luz que empieza a caer débil pero inexorable al anochecer, llenando de infinitos matices multicolores todos los rincones de este pequeño paraíso. La luz que nos presenta un inabarcable mar verde que tropieza con el Pico Frentes, testigo inamovible del majestuoso poder de la naturaleza, emblema de unas tierras duras pero generosas que permanecen fieles al espíritu conciliador del monte Valonsadero. 

Enlace Hotel Valonsadero

Cambio de Idioma

Reservas

Nuestras Experiencias